Un Messi de oro

El argentino y mejor jugador del mundo se llevo por sexta ocasión el Balón de Oro y se convirtió en el máximo ganador de este premio.

Y una vez más el astro argentino se alzó el Balón de Oro que entrega desde 1956 la prestigiosa revista France Football y así supero en el podio al defensor holandés Virgil Van Dijk que termino segundo en la votación y a su gran rival de la época al portugués Cristiano Ronaldo quien no acudió a la gala.

Después de haberlo ganado por última vez en 2015, Messi este año no dejo ninguna duda que está por encima del resto y es muy difícil poder competir con él ya que los números que registra el rosarino son de otro planeta. Marco 36 goles en 34 partidos de la Liga de España y por eso le dieron la Bota de Oro al máximo goleador de Europa, supero la marca de los 600 goles a nivel de clubes algo que no se vio pocas veces por lo que es el segundo en conseguirlo después de Pele.

Foto: REUTERS

Si bien en cuanto a títulos este año solamente pudo conseguir la Liga con el Barcelona, luego cayó en la final de la Copa del Rey y en la Champions League donde brillo y se destacó marcando 12 goles llego a semifinales. En el año lleva un total de 45 goles marcados y tan solo es superado por Lewandowski quien registra 47 tantos.

Además, el argentino se había llevado el premio The Best que entrega la FIFA al mejor jugador del mundo en el mes de septiembre, sin dudas que hay motivos de sobra para afirmar que Messi es el mejor jugador del mundo e incluso de la historia.

De pie ante el mejor Foto: Mundo Deportivo

“Me acordaba de la primera vez que recibí mi Balón de Oro, tenía 22 años y vine con mis hermanos fue, impensado para mí lo que estaba viviendo. Ahora que estoy recibiendo este premio, es en un gran momento personal, con mis hijos, mi esposa y uno de mis tantos sobrinos. En todo este tiempo nunca dejé de soñar, de seguir queriendo crecer, disfrutando del fútbol”, expreso el mejor jugador del mundo al recibir dicha distinción.

Lo que más asombra de Lionel es su vigencia al máximo nivel. Cómo se mantiene en la Élite del fútbol, aún con el paso de los años. Sigue teniendo ese talento natural, esa explosión y esa zurda maravillosa que te salva un partido. Casi nadie ha podido igualar eso.

Ese máximo nivel lo llevó a romper récords como convertir casi 700 goles y dar más de 400 pases gol. Adaptándose a compañeros, Entrenadores y planes de juego diferentes. Supo acomodarse desde su lugar y llevar el talento a cabo desde donde le tocara, por eso es el mejor de todos.

Finalmente, con este nuevo galardón, la pulga sumara a sus vitrinas el sexto Balón de Oro de su carrera, los anteriores los consiguió en 2009, 2010, 2011, 2012 y 2015.

También puede interesarte...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *